22 abril 2009

Apuntes en clave de Bach

A Manuel Ortiz, delantero centro de la Real Sociedad

A Johann ya le empieza a cansar eso de ser un adelantado a su tiempo. Sí, está muy bien que todos te admiren, pero él preferiría menos admiración por encargo y más hacer lo que le venga en gana.
Está empezando a cansarse también del clave, de la viola da gamba y hasta del órgano. Ese sonido que tanto le huele a incienso e iglesia.
Su vida de músico pluriempleado tocando, ora en un templo, ora en otro, le aburre. Y mucho.
Que si un obispo le encarga una Pasión. Que si un príncipe un oratorio en recuerdo de su esposa. Que si la autoridad local le pide una misa para celebrar no sé qué... ¡Qué saturación! Hasta la mismísima peluca está. Hasta hubo una ocasión en la que un noble le encargó una fuga en recuerdo de su mujer. Se había marchado con otro y no se ha sabido más de ella.
Sí, él es un hombre religioso. No le queda otra en esta época. Pero se está hartando de hacer música para Dios y que el Altísimo a cambio solamente le dé una innumerable prole tan difícil de mantener.

J. S. Bach - Concierto italiano en Fa mayor BWV 971. Presto
Scott Ross, clave

© Teldec 2001

A Johann Sebastian en verdad lo que le apetecería es nacer un par de siglos más tarde. Eso sí que sería adelantarse a su tiempo. O atrasarse. Depende de cómo lo mire uno.
Nada de órganos y claves. Un buen piano eléctrico es lo que a él le gustaría tocar. Y por supuesto nada de oratorios, misas o cualquier otra zarandaja de ésas. ¡Jazz! A él le gustaría tocar jazz. Componer sin exigencias, improvisar. Y no escribiría más música para Dios. Tocaría junto al mismísimo Dios y éste le pediría, le suplicaría incluso, que compusiera algo para él.
Qué distinto sería todo. Dejaría de tocar en iglesias por encargo del obispo de turno y lo haría a su aire. Cuándo y cómo él quisiese. Hasta tendría su propia banda. El John S. Bachius Trio. Sí. Eso es. No suena nada mal.
¡Y sin peluca!

J. S. Bach - Concierto italiano en Fa mayor BWV 971. Presto
Jacques Loussier Trio


Hoy 22 de Abril se cumplen 50 años de la grabación del álbum de Miles Davis, Kind of blue. Hoy 22 de Abril la Santopedia (existe) dice que es San Miles. Desde aquí pido, con mi escaso y pobre criterio, que este santo pase a ser patrón de los músicos de jazz.

Vídeo vía: coltrane1966


10 comentarios:

La Virgen Sobrecogida dijo...

Y esta Virgen que, por alusiones (jejejeje), algo enredó en el post bajo la supervisión de su jefe, se adhiere... a la entrada y a la dedicatoria.

RGAlmazán dijo...

Oiga, buen hombre, me dirijo a usted, al cruasán. Sólo ha hecho referencia al encargo de alguna fuga, ¿Por qué no explica cuándo le encargaban las "tocata" a Bach? Siento curiosidad.

Estoy de acuerdo en que sea hoy San Miles, y desde luego soy capaz de ver a Bach con su peluca, batuta y saxo, pero oiga, déjele donde está, que está muy bien. No vaya a ser que me cambie usted los conciertos de Brandeburgo por los de Nueva Orleans. Cada cosa en su sitio y usted donde pueda.

Salud y República

__MARÍA__ dijo...

¿Qué toca la fuga?
¿Ya hay que huir del país?
...y yo con estos pelos

Mega dijo...

¡Vaya! (¡Qué pasada!, oiga). Precisamente esta tarde le decía a Manuel, bueno a su entrada de agradecimiento, que Bach debía mucho a la Condesa, pero ya veo que me despisté (para variar), pues la autoría de la entrada no era esta vez de la Dama Sobrecogida, sino de Usted, mi estimado Musicién.

Vaya este comentario como fe de errores...

Yo tengo otra versión de Bach que a lo mejor también le gusta conocer a Manuel (pues doy por hecho que Usted o la Dama ya la conocen): se trata de la versión "africanizada" de Lambarena. Se la dejo aquí (http://www.youtube.com/watch?v=Gt0pS0qh4-U). Besos

La Virgen Sobrecogida dijo...

Buenas noches mi querida Mega:

Que no, que no. Que la entrada ha sido cosa del jefe, de monsieur Croissant. Yo me he limitado a incordiarle un poco. Ya sabes que la música profana no es de mi competencia, pero gracias igualmente.

Besos

Freia dijo...

Vaya, vaya... aquí huele a Bach... y no quiero señalar.

Mon cher croissant:

Vamos a llevarnos bien, vamos a llevarnos bien. Y déjele la peluca donde estaba al pobre JSB que lo del piano eléctrico me parece un poco "heavy" para el de Leipzig.

Aún así, le confieso que me ha divertido pero no lo diga Vd. en alto que me hunde el blog.

Le Croissant Musicien dijo...

RGAlmazán, para lo de la tocata lea un poco más abajo en estas respuestas.

No se crea usted, que los Conciertos de Brandeburgo interpretados en clave de jazz tendrían su cosa.

Dese usted por saludado.

María, de fugarse del país nada. Que se fuguen ellos. Y pa' los pelos ya sabes. ¡Al peluquero! Que es algo que relaja mucho.

Besos.

Mega, mientras sea fe de errores y no de horrores, no hay problema. La autoría es común. Yo tuve la idea, lo escribí, y la Sobrecogida corrigió las faltas. Juas juas juas.

Esa adaptación de Bach que enlaza me parece realmente una "animalada". Me ha gustado.

Medio beso, el otro se lo da a la tal Gemma.

Freia, no se me queje ahora y me venga con melindres. La que me dio a conocer a Bach versión Loussier fue usted misma. ¿O fue una de sus cocineras? Bueno, es igual. No se me haga la loca ahora.

Besos.

Para entender bien la tocata: http://virecogeralbondigas.blogspot.com/2009/02/toccata-y-fuga.html
Por cortesía de la Sobrecogida.

Manuel Ortiz dijo...

Entradón. Primus inter pares. Cum laude. Todo eso y mucho más para celebrar este magnífico post, capaz de poner a menear el esqueleto al mismísimo dinosaurio de Monterroso.
¡Plas, plas, plas, plas!

Manuel Ortiz dijo...

Por cierto, ¿sabían ustedes que en San Sebastián hay un café que se llama 'Juan Sebastian Bar'? Siempre me hizo gracia el nombre.

Le Croissant Musicien dijo...

Ortiz, no me altere usted al dinosaurio que luego no hay quien duerma.

Sin saberlo, fue usted quien nos hizo la entrada. Ya le haremos llegar su 33% de los beneficios.

Un saludo y gracias.